Los seguidores de AMLO y su alto grado de docilidad alienante

Por Carlos Serrano
Sociólogo

 

Como hace años lo hicieran los seguidores de Charles Manson y en años recientes los integrantes del Clan Trevi-Andrade, los seguidores de AMLO, algunos de ellos con altos niveles de escolaridad, han dejado de razonar y sólo repiten consignas memorizadas y discursos incongruentes, como resultado de una gran necesidad de revancha ante lo que ellos consideran sus “opresores”.

Su percepción ha sido gravemente alterada para lograr adecuar la “verdad” a los fines particulares de su líder. Esto no es nuevo: la desesperación y la pobreza, como resultado de una cruel y exagerada sentencia y castigo al pueblo alemán, después de perder la primera guerra mundial, fueron el caldo de cultivo para que uno de los pueblos más cultos e inteligentes cayera en las garras del Nacional Socialismo. Los seguidores de Hitler en Alemania tampoco entendían razones; sólo buscaban culpables y todo aquel que no pensara como ellos acabó en campos de exterminio.

Hoy en México se ha propuesto quemar libros, como los del Premio Nobel de Literatura Mario Vargas Llosa; muchos de los que pensé mis amigos me han dejado de hablar por no pensar igual que ellos y, como sociólogo, veo con preocupación el inicio de una polarización de opiniones y la entrada a la sinrazón, donde el fanatismo saldrá ganando.

La sociedad mexicana no tiene idea de lo que viene, cuando esto sólo es el principio. Los seguidores de AMLO seguirán limitando cada vez más y más su capacidad de razonar; quedarán ciegos y sordos esperando la decisión de su mesías. Lo peor que le puede ocurrir a una sociedad es el adormecimiento de sus capacidades críticas. Esto ya comenzó a suceder en nuestro país, lamentablemente.

11 Shares

This article has 2 comments

  1. Anyelo Medina Huitron

    Polo, no creas que los que tienen doctorado son muy brillantes, simplemente tuvieron la oportunidad de estudiar.

  2. Pingback: MÉXICO: Elecciones 2018

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*